miércoles, 4 de septiembre de 2019

Greenpeace en el Amazonas [Firma la petición]

La Amazonía ardiendo/Foto: Greenpeace
Natalia Machain - Greenpeace Colombia

Lo vieron todo: había llamas, destrucción, cenizas, árboles quemados y humo.

Un equipo de Greenpeace Brasil sobrevoló el Amazonas el fin de semana pasado para registrar el alcance del fuego. La situación es desesperante. Cada día hay nuevos focos de incendios y están fuera de control.

Nuestros compañeros realizaron varios vuelos en los estados de Pará, Rondonia y Mato Grosso, y comprobaron que las áreas deforestadas están funcionando como “combustible” para que las llamas avancen y no se apaguen.

Es urgente parar el fuego. Debemos actuar ya.

Esta tragedia ambiental tiene una causa: el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, apoya las prácticas de deforestación, y sus discursos motivaron a los dueños de las tierras a incendiar selvas y bosques para poder cultivar más soja y criar más ganado.

Por eso, el 23 de agosto pasado estuvimos frente a la Embajada de Brasil en Bogotá para exigirle a Bolsonaro que deje de destruir el pulmón del planeta. Miles de personas salieron a la calle en todo el mundo y marcharon para reclamar su protección.

Arde la Amazonía/Fotos: Greenpeace

Hace más de 20 años comenzamos a trabajar en Brasil para defender al mayor bosque tropical de la Tierra. Allí Greenpeace monitorea y denuncia la deforestación continuamente. Y desde diferentes países los estamos apoyando.

El Amazonas nos necesita ahora. Cuento contigo.

Un abrazo.

Natalia Machain
Directora Ejecutiva de Greenpeace Andino (Argentina, Chile y Colombia)


Greenpeace vía email

No hay comentarios:

Publicar un comentario